Películas B

Las producciones más geniales del séptimo arte

Casi dos años han transcurrido desde la última película de luchadores que reseñamos en este blog (Santo en El tesoro de Drácula), pero volvemos por todo lo alto con una reunión de estrellas en Los campeones justicieros. A Santo precisamente no lo encontrarán en esta producción pero sí verán las demás caras conocidas y otras no tan habituales: Blue Demon, El Médico Asesino, Tinieblas, Mil Máscaras, La Sombra Vengadora y, por el lado de los malos, Black Shadow. Los campeones justicieros cuenta con la dirección de Federico Curiel y con la producción y el guión de Rogelio Agrasánchez.


La acción comienza directamente con un combate entre Los hermanos muerte y un trío conformado por Blue Demon, Mil Máscaras y El Médico Asesino. En plena celebración del triunfo por parte de nuestros protagonistas el pánico se apodera de los presentes debido a un tiroteo efectuado por un francotirador enano y en el que resulta herido Mil Máscaras.


Leyeron bien, estimados lectores, como si no fuera suficiente con las excentricidades propias de la lucha libre en esta película hay también un francotirador enano y él no está solo en su misión. Junto a él operan otros diminutos esbirros que responden a las órdenes de la Mano Negra (David Silva), un desequilibrado científico que años atrás fue derrotado por Blue Demon y sus aliados. Ellos creían que estaba muerto o al menos que aún se encontraba en prisión sirviendo su condena, pero descubren por las malas que ha vuelto para vengarse y planea asesinar a todos estos luchadores.

Por si no les quedaba claro de dónde le venía el apodo.

El principal interés de Mano Negra por deshacerse de aquellos que en el pasado fueron responsables de su desgracia es porque una potencia no identificada se ha mostrado interesada en financiar sus investigaciones y adquirir la tecnología que ha desarrollado, pero para ello no puede arriesgarse a verse entorpecido una vez más por estos justicieros, por lo que resuelve tomar la iniciativa y acabar con sus vidas.


No obstante, gracias a una combinación de ineptitud por parte de sus enviados y de estar la suerte del lado de los luchadores, el plan original se muestra inviable y decide usar en los luchadores uno de sus más grandes inventos: la obediencia absoluta a través del control mental tras someter al sujeto a un estado de congelación gracias a la criónica.


Después de ver la imagen de arriba ustedes quizás protesten y digan que esas son unas lindas señoritas y no unos fortachones enmascarados, pero es que en Los campeones justicieros hay lugar para todo y estas son las modelos participantes al concurso de Miss México, quienes además guardan parentesco con los luchadores y  eso las convierte en un excelente señuelo una vez secuestradas.


¿Pero cómo someter a los luchadores para poder congelarlos y así doblegar sus voluntades? Todo pasa por unos brazaletes que Mano Negra le entrega a cada uno de los enanos y que mediante un señal eléctrica les conferirá "la fuerza de diez atletas". Esto da pie a varias escenas de combate, todas ellas muy entretenidas y acompañadas por una peculiar banda sonora de jazz.

No es un lanzallamas sino un rayo paralizante, aunque da igual porque todo se incendió.

¿Conseguirá la Mano Negra salirse con la suya y poner sus descubrimientos al servicio del mal sin que nadie sea capaz de detenerlo? Lo tienen fácil para descubrirlo puesto que la película se encuentra disponible en YouTube: youtu.be/IXxG1wZqHv0. También pueden ver primero el tráiler si así lo prefieren:

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...